Jaime Rodríguez: “Esto no es Berlín es la indie de las indies”

A propósito de su corta y reciente visita por el país, el poeta, periodista y editor del sello independiente español Esto No es Berlín nos ofrece una charla en donde nos habla sobre su catálogo y otros temas

Lucho Hernández, Enrique Verástegui y Victoria Guerrero Peirano.  Son apenas algunos de los poetas más emblemáticos de la amplia e importante cartografía poética peruana, quienes a través del sello independiente español Esto no es Berlín son leídos en España y otros puntos de esa y otras latitudes.

Con 10 años de vida Esto no es Berlín posee un catálogo diverso: poesía, narrativa, ensayo… Títulos cuyas estéticas rompen con el canon literario habitual y cansón. Obras que van más allá de lo comercial y la moda literaria light. Para charlar al respecto Lima en Escena entrevistó al poeta, periodista y editor peruano Jaime Rodríguez Zavaleta, uno de los editores del aludido sello.

-Jaime, empecemos charlando sobre la editorial independiente madrileña Esto no es Berlín, sello del que formas parte…

– ¡Claro! La editorial surgió hace más de 10 años. Un grupo de chicos peruanos afincados en Madrid le dieron vida a este sello de origen español y peruano. Llegué a Esto no es Berlín el 2011. Francisco Jurado -uno de los fundadores- me llamó para participar en la editorial que nació de un centro cultural autogestionado, un centro social contracultural. Muchos de los asistentes a este espacio decían que se parecía a Berlín. Otros, en cambio, señalaban tajantemente: “Esto no es Berlín”. Precisamente de ahí viene el nombre de la editorial. Desde este año la dirigimos Francisco Jurado, quien te habla, Giancarlo Gomero en Lima y la diseñadora Karen Mazamadrazo Mazarrasa. Somos cuatro personas en el sello. Es una editorial independiente. Es la más indie de las indies de las editoriales autogestionadas de España.

– ¿Es la más indie de las indies?

– ¡Si! En el mundo editorial existen varios niveles. Tienes a los grandes grupos editoriales y las independientes que -si bien no pertenecen a una corporación- tienen un volumen y movimiento que responden a ciertos contextos de mercado. Esto no es Berlín es un sello absolutamente independiente cuyo catálogo destaca obras que son elegidas con plena libertad por los miembros de nuestro equipo.

– Las editoriales independientes tienen el camino con más dificultades…

-Las pequeñas editoriales como la nuestra tienen sus ventajas y desventajas. La desventaja más grande es la económica y eso ocurre con los sellos de Madrid, los de Lima o otros países. Si embargo, te puedo confirmar que uno no constituye un sello editorial independiente para lucrar. ¡No! Definitivamente uno no vive de estos pequeños negocios. Tal vez -en algún momento- los sellos independientes generen ganancias mínimas, sin embargo no es el objetivo principal. Para todo el equipo de Esto no es Berlín, generar ingresos y ganar no es la finalidad del sello. Para nosotros publicar las obras de los autores y autoras cuyas estéticas tienen un inmenso valor para la literatura es el objetivo principal.

La enorme ventaja de un sello independiente son las publicaciones de libros que consideramos importantes y que manejamos de acuerdo a un criterio literario. No nos interesan aquellos títulos que siguen una tendencia de mercado, una moda. Lógicamente deseamos que nuestros libros se vendan y que sus autores ganen, sin embargo, no nos obsesiona el aspecto comercial porque los libros tienen un valor literario importante que va más allá del tema estrictamente comercial y de negocios.

-Jaime, obras de poetas peruanos como Lucho Hernández o Enrique Verástegui se pueden apreciar en España gracias a la editorial Esto no es Berlín…

-Estos títulos forman parte de la Colección Poesía Peruana Contemporánea. Son libros que corresponden a una primera parte de esta colección. Cada uno de ellos responde a una generación. Tenemos los 60´s, 70´s y 90´s. Más adelante publicaremos un título de Carlos López Degregori. Asimismo a  autores jóvenes. Si bien tenemos una parte importante de títulos de autores españoles la idea es contar también con autores peruanos que no han tenido la difusión debida en España. Luchito Hernández es un caso paradigmático. Con lo importante que es para nosotros en España es un autor desconocido. De Hernández publicamos la antología Gran Jefe Un Lado del Cielo y el libro Vox horrísona, en coedición con nuestros amigos de Pesopluma. De Enrique Verástegui tenemos una nueva reedición del clásico En los extramuros del mundo.

-Me parece de suma importancia la Colección Poesía Peruana Contemporánea que están armando.

– El objetivo de la publicación de la colección de poesía peruana es difundirla, divulgarla y destacar su identidad.

-La nueva edición de Berlin de Victoria Guerrero Peirano es uno de sus recientes títulos que incorpora su catálogo.

– ¡Por supuesto! Más allá de la amistad, de formar parte de la generación de los 90´s y de participar en recitales de toda una época, sigo de manera permanente la producción poética de Victoria. Ella está en un momento importante de su carrera y nos pareció de rigor tenerla en esta colección. Berlin es el primer título que este 2019 publicamos con Vicky. En estos momentos planeo otro proyecto más ambicioso con la autora. La idea es sentarnos con Victoria y hacer una revisión completa de todas sus obras y proponerle hacer una antología de todos sus títulos.

-A propósito de estos proyectos nos podrías hablar sobre el catálogo de Esto no es Berlín.

– Nuestro catálogo es ecléctico. Tenemos poesía, ensayo, narrativa. De todo. En los próximos meses vamos a publicar a un autor de Córdova/España que cuenta con apenas 19 años. Nos pareció genial el poemario que nos envió. De otro lado publicaremos a Mathias Énard, un premio Goncourt.

-Jaime charlemos sobre ti. Sobre tu producción poética…

-En términos estrictamente personales creo que la literatura tiene que ver con lo vivencial. Con mi experiencia personal. Escribí tres libros. Acabo de culminar el tercero y prácticamente publiqué uno por década. Es poquísimo. Es lo que hay y lo que puedo producir. Cada uno de estos libros los culminé a la par con el cierre de una etapa de mi vida. Mi último libro se llama El incendio y el bosque. Es un título que tiene que ver con un proceso vital de larga data. Lo escribí poco a poco. Está listo para publicarlo. Soy un autor que se toma sus tiempos.

-Nos puedes hacer un paneo en retrospectiva de tu historial literario.

-El primero se llama Las ciudades aparentes. Es un título juvenil casi adolescente. Temas que quise desarrollar en su momento. Hace 10 años publiqué la Canción de Vic Morrow. Un libro más centrado. Una revisión de la infancia como territorio de guerra. Finalmente, mi último y nuevo libro es una revisión de la madurez. Aquí juegan temas como mi relación íntima con las personas con quienes vivo. Procesos de vida de años recientes. La idea es hablar sobre cómo aprender a inventar nuestras relaciones absolutamente distintas a las convencionales. Tiene que ver con conceptos revisados sobre la familia…

-¿El poliamor?

-Claro, experiencia que vivo y comparto con Gabriela Wiener, Rocío, nuestros hijos. Mi manera de expresar esta experiencia es a través de este nuevo libro. Es un libro personal, íntimo. Ojo que no es un libro de poliamor…

– ¿Qué quedó del Jaime periodista?

-El Jaime periodista sigue laborando como editor en algunas publicaciones en España. Lo que queda de mi vocación de periodista es la curiosidad por las cosas, el anhelo por intentar llegar a ciertas verdades, la indignación ante la corrupción.

– ¿Y la labor de crítico?

-Con todo respeto a los críticos y a la labor que ejercí en algún momento, la crítica dejó de ser un discurso que me interese. La crítica no me concierne ni como periodista ni como editor. Me alejé complemente de este oficio. Creo en la literatura como forma de expresión, creo en el libro como objeto. Sin embargo, no creo en la crítica, en esta parafernalia con sus cosas pomposas y absurdas.

Sobre Jaime Rodríguez Zavaleta

Jaime Rodríguez Z. (Lima 1973). Es poeta y editor. En Lima trabajó en diversas publicaciones como Caretas, El Sol o la revista Somos, de El Comercio. En España fue redactor de la revista Lateral, crítico literario en medios como El Periódico de Catalunya, profesor de la Escola d’Escriptura de l’Ateneu Barcelonès y director de la revista literaria Quimera, entre los años de 2006 y 2013. Es editor en Esto No Es Berlín, de Madrid. Es autor de los poemarios Las ciudades aparentes (2001), Canción de Vic Morrow (2011) y El incendio y el bosque (2019).

Periodista y fotógrafa. Siguió la carrera de Comunicación Social y Periodismo Económico. Laboró en los diarios La Voz, Síntesis, Gestión y en la revistas Oiga. Desde el 2010 labora en Lima en Escena.