Karin Elmore: “La danza no es un adorno”

“El Festival se llama indisciplinados porque no nos sujetamos a las reglas, a los marcos o parámetros establecidos. Somos anticanónicos totales”, señala la gestora y curadora del V Festival Internacional Indisciplinados que empieza ya. ¡Están todos invitados!

Compañías de danza contemporánea procedentes de España, Francia, Italia, Brasil y Perú se presentan del 21 al 30 de octubre en el V Festival Internacional Indisciplinados, dirigido por la bailarina y coreógrafa Karin Elmore. 11 propuestas artísticas que nos invitan a viajar entre la inteligencia, el humor, la sorpresa, el placer estético y la reflexión.

Organizado por la Asociación la Oveja Negra y con el rótulo “La vanguardia de las artes escénicas”, el aludido evento brinda una programación en donde figuran grandes artistas y obras de artes escénicas brillantes que escapan al formato tradicional. Al respecto Lima en Escena charló con Karin Elmore.

✨ INDISCIPLINADOS V EDICIÓN ✨Danza contemporánea | Performance |Artes visuales ‼www.indisciplinadoslima.com‼

Posted by Indisciplinados, Encuentros Internacionales de Danza y otras curiosidades on Thursday, October 17, 2019

– Karin, en el tema de danza contemporánea el Perú está en plena formación. Desde esa perspectiva, ¿cuál es el objetivo principal de Festival Internacional Indisciplinados?

– Estimular el desarrollo de la danza contemporánea en el Perú. Ojo: contemporánea no moderna… Para mí es importantísimo apoyar y estimular esta disciplina en el Perú.

-A propósito de tu precisión. ¿Cuál es la diferencia entre la danza moderna y la contemporánea?

-La danza moderna es una disciplina que rompe con las formas del Ballet clásico. A partir del postmodernismo -marcado en la danza por Merce Cunningham- surge la danza contemporánea y la danza postmoderna como tal. La danza contemporánea cambia porque se desliga de una narración, de una visión del escenario que venía del renacimiento, momento en donde el centro de la escena estaba destinado al solista. La danza contemporánea rompe con todos los parámetros principalmente con su relación con la música. La danza era prácticamente una ilustración de la música. Después de Cunningham la danza se reconoce como autónoma, con una poética propia que no depende de la música. A la música se la puede tomar en contrapunto o se la puede ignorar. La música puede ser escrita especialmente para la danza, y gracias a John Cage, se incorpora el silencio también.

-Antes de ingresar al tema del Festival. ¿Cuáles fueron los años más productivos de la danza contemporánea en el país?

-En el Perú la danza vivió sus mejores años en los ochenta. En ese periodo se forjaron diversas compañías poseedoras de sus propios lenguajes, sus propias estéticas bien diferenciadas unas de otras. Como consecuencia de los problemas sociales, políticos y económicos -en los 90- todo se disolvió. Esta crisis evitó que siguiera alguna de estas escuelas. Recordemos que estas instituciones no tenían apoyo para formalizarse, crecer. Es así como se fue perdiendo el público y el sector.

-Actualmente la danza se renueva. ¿Lo observas así también?

-¡Claro! La Escuela de Ballet de San Marcos, la Escuela Nacional Superior de Folklore “José María Arguedas” -con el empuje de Luz Gutiérrez- y la especialidad de Danza de la Facultad de Artes Escénicas de la PUCP, le dan un nuevo impulso a la danza. Surgen nuevas caras, nuevos cuerpos, nuevas ideas con una formación más integral y más completa. Antes se estudiaba danza sin un marco histórico, sin clases teóricas.

– ¿Las danzas folclóricas se incorporan también en la cartografía de la danza contemporánea?

-Hasta el momento se diferencia mucho la danza contemporánea de la danza folclórica, esta última culturalmente constituye nuestro gran tesoro. No me agrada decir danza folclórica. El término folclórico es occidental y se emplea para designar a las danzas exóticas de los otros continentes, sin embargo, están entre lo que podríamos llamar danzas tradicionales, autóctonas y se contemplan dentro de la danza contemporánea. Existen diversos niveles y tipos. Las danzas autóctonas hechas por la comunidad y las danzas convertidas en espectáculos. El tema es amplio y complejo…

– El Festival Internacional Indisciplinados es innovador. ¿Esto responde a tu búsqueda como bailarina y coreógrafa que rompe con todo lo canónico?

– Pienso que sí. En aquellos caminos y experiencias de la danza que voy descubriendo me gusta buscar y apostar por las nuevas formas de percibir y de sentir la danza. Desde esa perspectiva el Festival Internacional Indisciplinados tiene una línea de curaduría clara. Trabajo con compañías que realmente exploran a fondo nuevas formas de percibir la danza en el tiempo, en el espacio y en su relación con la comunidad, con el público. Busco que las obras inviten al público a reflexionar sobre lo que ven. La danza no es un adorno, no es un divertimento puro, es una disciplina artística -como cualquier otra- que aparte de ofrecerte un placer estético te motiva a la reflexión filosófica, social y política.

-Este año nos presentas una variada programación

– Tenemos interesantes actividades que acompañan el festival. Ofreceremos los máster clases, talleres y conferencias. Después de cada presentación de las obras se hará un encuentro con el público en donde los asistentes podrán preguntar. Muchos de los artistas permanecerán durante todo el ciclo del festival. Ellos podrán ver los espectáculos de sus contrapartes peruanas. Asimismo, se llevará a cabo el concurso Jóvenes Creadores. Contamos con la presencia de dos jóvenes compañías peruanas de el Vivero de jóvenes creadores cuyo trabajo coreográfico es sumamente interesante. Muchas de las danzas que el público apreciará incorporan elementos de las artes escénicas y visuales

-Háblanos de tus invitados.

-Destacan David Wampach, de Francia. Bailarín y coreógrafo que pasó por experiencias personales muy particulares. Autor de libros vitales sobre la poética de la danza. Sus espectáculos involucran las artes visuales. Podemos mencionar también a Aina Alegre, una de las artistas jóvenes emergentes de Francia. Es catalana y reside en Francia. Ella presenta el espectáculo No se trata de un desnudo mitológico. Una investigación sobre las diversas manifestaciones de la danza y expresiones del cuerpo.

Asimismo, se presentará Estudio (Aina Alegre)/ Q’ucchú (Karin Elmore). Es un trabajo en conjunto. Luz Gutiérrez presenta Pasionarias, espectáculo performático sobre la jarana de Lima desde los ojos femeninos de hoy. Brasil se hace presente con el espectáculo Hombre Torcido de Eduardo Fukushima. Un trabajo que filosóficamente es impresionante. La lista sigue. Están todos invitados. Parte de las obras son gratuitas. Habrá un trabajo de intercambio entre los artistas peruanos e invitados.